Saltar al contenido

¿Cuál es la eficiencia de los paneles fotovoltaicos y de qué depende?

La eficiencia de los paneles fotovoltaicos depende de muchos factores. Estos incluyen, entre otros, las condiciones climáticas , el método de instalación , el fabricante e incluso la temporada .

A menudo, eficiencia o eficiencia se confunde con eficiencia, lo cual es un gran error. La eficiencia de los paneles fotovoltaicos  se relaciona principalmente con todos los parámetros técnicos de los módulos individuales. Si consideramos la instalación completa, entonces podemos hablar sobre su rendimiento.

¿Qué afecta a la eficiencia de los paneles fotovoltaicos?

La eficacia de los paneles solares dependerá principalmente del material del que estén hechos . Actualmente, hay tres tipos más conocidos: paneles de silicio monocristalinos, policristalinos y amorfos. La estructura del módulo en sí y la tecnología utilizada también son de gran importancia.

La eficiencia más baja de una célula fotovoltaica se observa en el caso de los paneles de silicio amorfo, mientras que las células monocristalinas se distinguen por la eficiencia más alta. La eficiencia también está influenciada por el tipo de revestimiento antirreflectante, así como por la calidad y el tipo de conexiones entre las células individuales.

Eficiencia nominal y real de paneles fotovoltaicos.

El valor nominal de los paneles fotovoltaicos se determina de acuerdo con el STC (Condiciones de prueba estándar). En el curso de las pruebas de laboratorio, los paneles están expuestos a radiación solar de 1000 W / m2 a una temperatura de 25 ° C.

Sin embargo, vale la pena señalar que, de hecho, una instalación fotovoltaica generalmente funciona en diferentes condiciones. Además, las células fotovoltaicas son más eficientes en días soleados , es decir, en un clima moderado es primavera y verano. La temperatura ambiente es bastante alta, por lo que es imposible obtener un resultado nominal exacto de 25 ° C. La temperatura real de las células con alta radiación solar y alta temperatura del aire puede incluso superar los 50 ° C. En consecuencia, esto se traduce en una menor eficiencia de los paneles fotovoltaicos .

Como ya se mencionó, los paneles monocristalinos se consideran los más eficientes . Por lo general, alcanzan una eficiencia del 16% al 22%. Los paneles policristalinos se distinguen por una eficiencia que varía del 14% al 16% y generalmente son mucho más baratos que los equivalentes monocristalinos.

Rendimiento y eficiencia de los paneles solares en invierno.

Hablando de eficiencia, nos referimos a la relación entre los parámetros operativos y la corrección de toda la instalación. La eficiencia de los paneles solares se refiere a la cantidad de energía de radiación solar que se convierte en electricidad. Está estrechamente relacionado no solo con la cantidad sino también con la intensidad de la radiación solar. Además, la eficiencia de los paneles solares está influenciada por:

  • potencia de instalación
  • temporada
  • instalación correcta de la instalación

Al instalar paneles fotovoltaicos que se destacan con buena eficiencia, también podemos esperar que la eficiencia sea mejor. Los módulos que se distinguen por una mayor eficiencia generalmente también ocupan menos espacio en el techo. En el caso de buena luz solar, los paneles monocristalinos son geniales.

Tampoco se debe olvidar la influencia de las condiciones climáticas en la eficiencia de la instalación. Cualquier dificultad en forma de nieve residual o nubosidad reducirá la eficiencia de los paneles fotovoltaicos.

Se estima que en el período de mayo a septiembre, la instalación fotovoltaica puede cubrir hasta el 120% de la demanda de electricidad. En los meses de noviembre a febrero, este valor cae al 30%. Por supuesto, a medida que pasan los años, los paneles solares pierden su eficiencia. Sin embargo, este es un fenómeno completamente natural. Muchos fabricantes de este tipo de instalación cubren sus productos con una garantía de 25 años (y a veces incluso más). Por lo tanto, podemos esperar que después de este tiempo, los paneles seguirán funcionando con la efectividad especificada.

Se estima que en el período de mayo a septiembre, la instalación fotovoltaica puede cubrir hasta el 120% de la demanda de electricidad. En los meses de noviembre a febrero, este valor cae al 30%.

Por supuesto, a medida que pasan los años, los paneles solares pierden su eficiencia. Sin embargo, este es un fenómeno completamente natural. Muchos fabricantes de este tipo de instalación cubren sus productos con una garantía de 25 años (y a veces incluso más). Por lo tanto, podemos esperar que después de este tiempo, los paneles seguirán funcionando con la efectividad especificada.